Fracaso de la ley antitabaco en la hostelería del País Vasco

18-03-2009

El Doctor Joseba Zabala, médico de Salud Pública y delegado en el País Vasco del Comité Nacional de Prevención del Tabaquismo, ha realizado unas 2283351declaraciones  al diario EL CORREO, en las cuales pone de manifiesto que “el fracaso de la ley en la hostelería ha llevado a una dejación absoluta de las políticas para erradicar este hábito en otros lugares.

Afirma que prohibir a menores entrar en establecimientos con humo es “loable pero imposible de aplicar”

Enttrevista completa:

E.Santamaria Bilbao
Tres años después de la entrada en vigor de la ley antitabaco en la hostelería, Joseba Zabala,  ve ante sí un panorama descorazonador.
-Su balance parece desolador.
-La normativa ha supuesto un retroceso absoluto en la lucha contra el tabaquismo, porque ha tenido un impacto negativo en los estilos de vida de la gente. Como la ley no se cumple en los bares y no pasa nada, parece que fumar no tiene ninguna consecuencia.
-Bilbao sigue siendo la ciudad con menos locales adaptados a la ley.
-No se han hecho inversiones, las adaptaciones han sido prácticamente nulas, al contrario que otras comunidades autónomas como Cataluña.
-¿Por qué?
-Por la pasividad institucional. El Gobierno vasco no ha asumido ningún tipo de política de control y el sector ha tomado sus propias decisiones.
-Un local libre de humos es tan difícil de encontrar como una aguja en un pajar.
-La ley posibilita a los hosteleros decidir en los bares de menos de 100 metros y no quieren nadar contracorriente.
Rentable para el negocio
-Algunos temen la fuga de clientes.
-Está demostrado en Irlanda, Italia, Francia, Estados Unidos… que prohibir el tabaco es rentable para sus negocios e incuestionable para su propia salud laboral y personal. Pero la industria tabaquera utiliza a la hostelería como cabeza de turco para vender su producto y promocionarlo entre los jóvenes. Por eso mete miedo al hostelero con que su clientela se va a resentir.
-Hablaba de la salud laboral, pero los sindicatos no han reaccionado en este caso.
-Es una falta de responsabilidad sindical. 24.300 personas trabajan en la hostelería en Vizcaya y no entendemos por qué no se produce una reacción, dado que además un buen número de trabajadores son mujeres, condenadas a pasar su embarazo en un ambiente tóxico.
-Ahora el Gobierno vasco planea prohibir la entrada de menores a locales con humo.
-Es una loable iniciativa que resulta imposible de aplicar. Supone pretender que chavales de 17 años no entren a un establecimiento hostelero porque hay humo. Sería mucho más lógico establecer espacios libres de humo como norma general.

Deja un comentario

Hemeroteca